lunes, julio 16, 2007

Copa América - Resumen 6


Brasil volvió a ganarle una final a Argentina como en Copa América 2004 (con Bielsa y por penales) y como en la Copa de las Confederaciones con un lapidario 4-1 (con Pekerman y por baile). Lo de ayer, también fue baile. Hay una diferencia radical en la previa del partido. Dunga sabía cómo tenía que jugarle a Argentina. Basile nadaba en la pileta y confiaba en los suyos. Dunga previó que no debía jugar dejar jugar a Riquelme, que cuando lo marcan en serio sufre mucho. Le puso un hombre, dos, tres, le cometió una falta, dos, cincuenta. Y Riquelme no hizo pie nunca. Dunga sabía que Messi por derecha podía marcar el desequilibrio y por eso Gilberto se intercalaba con Josué y sumaba la salida de Juan para frenarlo. Si el plan era moverlo a la izquierda, ahí ya estaban Maicon y Elano (luego la gran figura Dani Alves). Argentina no tenía juego y a Brasil le bastaba con cruzar pelotas para que sufriera esa defensa que nunca se habló en todo el torneo. Así Julio Baptista cruzó un remate alto ante un Abbondanzieri que dudó en salir, que se quedó y que vio como la pelota le pasaba por arriba. Así, una subida de Alves (con un Cambiasso ausente como en toda la Copa) provocó un nuevo desbarajuste en el pobre Ayala que hizo lo que Vágner Love no pudo hacer. Y fue 2-0. Y a otra cosa.
Dunga supo siempre como plantearlo. Basile prefería que el Panadero le tire talco en el saco. Brasil juega al fútbol que se estila por estos tiempos. Basile no planteó nada, tiró jugadores en cancha (le decía a Aimar: "juntate con el pibe Messi (?) y con el otro pibe (???)"). En fin, en la línea de cal sus gritos parecían los de un plateísta enojado con el árbitro, y ese cuerpo técnico agresivo y maleducado volvió a demostrar lo desagradable que puede ser.
Brasil se aleja de Argentina. Se llevó todo para ganar la Copa y no se trajo más que otro fracaso. Pero no viene mal, peor hubiera sido el festejo y el engaño de un equipo que nunca se enfrentó a ningún rival en serio en una Copa con rivales muy menores. Esto ayuda a replantear las cosas de una vez, para un recambio NECESARIO que se haga de una vez, y para demostrar que estos títulos no sirven de nada (no se servía si tampoco si se ganaba) si no hay un proceso que culmine con éxito en un Mundial.
Mientras tanto seguiremos penando y Brasil, con equipos B o C, levantando copas.


Lo que deja la Copa:
  • Campeón: Brasil

  • Fracaso: Argentina

  • Revelación: México

  • Mejor jugador: Javier Mascherano (Argentina)

  • Jugador revelación: Dani Alves (Brasil)

  • Peor Jugador: Sebastián Verón (Argentina)

  • Mejor gol: Pablo García (Uruguay) a Venezuela

  • Mejor DT.: Oscar Tabárez

  • Peor DT.: Alfio Basile

  • Mejor partido: Uruguay 2 - Brasil 2


Posteó: Ernesto

3 comentarios:

Deuche dijo...

De lo mejor a lo peor en tan sólo un partido. Qué buen análisis...

Tres por el Pozo dijo...

Somos 3 los que escribimos, cada uno tiene una opinión distinta a veces. Está bueno no coincidir tanto. Gracias por tu visita.

Anónimo dijo...

México Revelación ? no mames
La Seleccion Mexicana Siempre
Es Protagonista En La Copa America